La dermatitis atópica es frecuente en pacientes alérgicos

0
130

La dermatitis atópica es una enfermedad inflamatoria de la piel, crónica y no
contagiosa, que se caracteriza por la sequedad extrema e irritación cutánea, pero
que amerita cuidados muy precisos por las molestias que ocasiona al paciente.
Esto lo señala la doctora Eva Páez, especialista en Dermatología, en la Clínica
Santa María, al destacar que la dermatitis atópica es una patología multifactorial
que se determina por una alteración en el sistema inmunitario y por la sequedad
extrema e irritación de la piel, así como lesiones con distribución específica según
la edad y que es frecuente en las personas con tendencia a desarrollar alergias.
Explicó que las enfermedades alérgicas se generan por antecedentes personales
y familiares, como por ejemplo rinitis, asma bronquial, conjuntivitis y predisposición
a la sobre producción de anticuerpos y genes.

Aunque presenta alta prevalencia en la edad adulta, generalmente es más
frecuente en la etapa de infancia y se manifiesta clínicamente a través de la
lesión básica que es el eccema que se identifica por la aparición de manchas rojas
acompañada con intenso prurito de carácter persistente o recurrente y se
clasifican según su evolución en eritema, excoriación, descamación.

Resaltó que esta patología se presenta por una alteración en la barrera cutánea
epidérmica que libere mayor cantidad de agua, que afecta por igual a hombres y
mujeres, además se detecta por la comezón con placas en la región facial, pero
aunque la dermatitis atópica es una enfermedad benigna siempre el paciente
debe tener ciertos cuidados a nivel de la piel porque se trata de una dolencia
crónica.

“Tomando en cuenta sus características, el dermatólogo indicará el tratamiento
apropiado, entre las recomendaciones se incluye el uso de emolientes que van a
permitir mantener una barrera hidrolípidica , que  es el nombre de una capa
natural que protege la piel y está compuesta principalmente por sudor, sebo y
agua .para hidratar la parte cutánea que está destruida, como también otro de los
cuidados es utilizar jabones dermatológicos que ayuden a controlar las lesiones y
la sequedad excesiva” apuntó finalmente.

Elizabeth Houllier

Deja una respuesta

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí