El estrés agrava la psoriasis y afecta la calidad de vida del paciente

0
304

*Es una enfermedad que se localiza en diferentes partes del cuerpo,  frecuente pero no es contagiosa, asevera la dermatóloga Rosa Fortea.

 Se estima que un 4 por ciento de la población padece de psoriasis, que es una enfermedad caracterizada por ocasionar lesiones  en placas inflamatorias con descamación, que  en algunos pacientes pueden ser dolorosas, producir icor, que es un líquido seroso que destilan ciertas úlceras y según donde estén localizadas, afectan la movilidad de las personas.

Según explica la dermatóloga @rosafortea31, se trata de  una patología frecuente en ciertos grupos etarios, que se localiza en diferentes partes del cuerpo, no se puede prevenir y se origina por causas múltiples que pueden ser de carácter genético, inmunológico, medioambiental y psicológico, como por ejemplo el estrés.

En entrevista para Bisturí Magazine, indicó que esta afección no es contagiosa, que se puede combatir con un tratamiento eficaz y mejorando los hábitos alimenticios, que se manifiesta de manera distinta en cada persona, pues en algunas experimentan síntomas graves y en otras leves con placas y picor adicional.

“Es una enfermedad que en la mayoría de los casos aparece entre los 15 a 35 años de edad. Generalmente, el 75 por ciento de los casos surgen antes de los 40 años, sin embargo puede desarrollarse en niños y adultos mayores. La psoriasis en placas es la más común, detectada en un 90 por ciento de las personas diagnosticadas, le sigue la psoriasis en gotas que suele aparecer a temprana edad”, adiciona.

Añade la especialista, que al presentarse en niños se  le considera una enfermedad auto-limitada, que puede desaparecer en meses o años, provocada por una amigdalitis  siendo esto un factor de riesgo sobre lo cual hay que tener cuidado, pero cuando ataca en edad adulta se transforma en una dolencia crónica que tiende a persistir durante toda la vida.

Entre otro de los factores de riesgo está el consumo excesivo de alimentos ricos en ácidos grasos y el tabaco que también agrava la psoriasis. Es  una enfermedad producida por  el estrés, que  afecta la calidad de vida  personal y laboral del paciente,  que en ocasiones ameritan  la atención médica de un psicólogo o psiquiatra para la debida orientación.

Los  síntomas son distintos

La psoriasis es una patología ocasionada por un  crecimiento demasiado rápido de  las células de la piel y la experiencia de cada paciente es distinta. Algunas personas  experimentan sólo síntomas leves, con  placas y picores ocasionales,  mientras en otras son más graves.

En cuanto a sus causas podemos mencionar, que hay estudios que   indican que aparece posiblemente por una predisposición genética, aun cuando no existe un gen específico de la psoriasis, sino que presenta una serie de características que lo hacen más propenso a desarrollar la enfermedad

Muchos estudios realizados indican que existe posiblemente una predisposición genética a la psoriasis. No obstante, no existe un gen específico de la psoriasis, sino una serie de características genéticas que hacen que el paciente sea más propenso a desarrollar esta enfermedad.

Otra de las causas, son  los factores inmunológicos que provocan reacciones inflamatorias en la epidermis. Cuando la piel afectada por la psoriasis,  las células se renuevan con demasiada rapidez.

Y factores medioambientales internos y externos, que aceleran el ritmo de renovación de la piel. Los externos incluyen los traumatismos como principal factor desencadenante, los cambios estacionales y la ropa que roza la piel .y los internos engloban el estrés emocional, algunos medicamentos y enfermedades infecciosas.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí